domingo, 4 de septiembre de 2016

SI ELEGIMOS SACRIFICARNOS, ÉL VIVE



SI ELEGIMOS SACRIFICARNOS, ÉL VIVE


 Lo que Dios nos dio, aquello de lo que nos hizo, y en consecuencia, aquello a lo que nos redestinó, se decide, hace y determina ahora, mientras nos encontramos de paso por el mundo.

 Nos hizo con porciones de su espíritu, capacidad o aptitud para recibirlo, nos hizo para tenerlo, portarlo, atesorarlo y para formar parte de Él.

 Lógicamente que esto requiere evolución, maduración, crecimiento, progreso espiritual, requiere amor, pureza, verdadera santidad.

 Solo amando debidamente a Dios es que crecemos, maduramos, progresamos, evolucionamos.

 La manera de amar correctamente a Dios, como es debido, consiste en obedecerlo.

 La obediencia es natural en aquel que ama, es un gusto, una alegría, es el mismo deseo de expresar-manifestar-concretar el amor, sirviendo-obedeciendo.

 Por ello es que lo primero y esencial siempre es discernir su Voluntad, solo así podemos obedecerlo.

 Acá es donde nos alegramos en sacrificar la voluntad propia, negarnos a nosotros mismos, porque así es como manifestamos nuestro amor a Dios, así es como expresamos concretamente que lo amamos, elegimos, preferimos y le damos el lugar que le corresponde, el de Dios por encima de todo y de todos.

El sacrificio es natural, es gusto y alegría, es el modo en el que el amor se expresa, manifiesta, concreta, verdaderamente da gusto y alegra negase a sí mismo para complacer, seguir, obedecer y contentar a Dios Nuestro Señor.

 En este sentido, cuanto mas cuesta, mas amor, cuanto mas grande y doloroso el sacrificio, mas grande y admirable es el amor dado-manifestado-expresado a Dios.

 Para que cueste menos también debemos resistimos-oponernos menos, debemos amar a Dios, pensar menos en nosotros mismos, en la propia comodidad. (SOLO ESO ES LO QUE VA A SER Y HACERSE: http://jorgelojoluzverdadera.blogspot.com.ar/2016/09/solo-eso-es-lo-que-va-ser-y-hacerse.html).

 Mientras estamos cómodos Él sufre, si elegimos sacrificarnos, Él Vive porque Él Es en nosotros, y en el mundo por medio de nosotros.


SOBRE LA VOCACIÓN-LLAMADO:

VOCACIÓN DE LAS ALMAS Y LAS NACIONES, EFECTOS DE NO RESPONDER:

PARA ESTAR A LA ALTURA DE LA PREDESTINACIÓN:

LARGO CAMINO PARA HACER AQUELLO PARA LO QUE HEMOS NACIDO:

QUE VALGA LA VIDA, Y MAS AUN LA MUERTE:



Dr. Jorge Benjamin Lojo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario